Niño muere por ataque de puma en Oaxaca

Oaxaca, Oax.- Un felino, al parecer un puma, atacó y mató a un niño en la comunidad de Guadalupe Siete Cerros, en el municipio de San Francisco Chapulapa, en la región Cañada, confirmó la Fiscalía General de Oaxaca.

Por: Redacción
2021-08-04

 

 

Con el propósito de investigar las causas que derivaron en el deceso del menor de 12 años de edad, la institución abrió la carpeta de investigación 25373/FNSC/Cuicatlán/2021

Según versiones, el chico fue presa del felino cuando se disponía a cruzar por un terreno de cultivo, en el paraje “Agua de Cerro”. La necropsia practicada a la víctima reveló hemorragia aguda por laceración de órganos internos, ocasionada por el ataque del animal.

Luego del deceso familiares y  vecinos de la comunidad indígena mazateca se organizaron para colocar trampas en lugares estratégicos de Guadalupe Siete Cerros y sus colindancias, con el propósito de cazar y darle muerte al depredador.

Pedro Trovamala, autoridad auxiliar del lugar expuso que algunos pobladores acreditan al felino los ataques  al ganado y animales de pastoreo.

Pérdida del  hábitat  y merma de  especies de cadena alimenticia,  causa de incursión de felinos en asentamientos humanos.  

A este respecto, Pavel Palacios Chávez, director de la Comisión Nacional de Áreas Naturales Protegidas (Conanp) en Oaxaca lamentó el suceso doloroso ocasionado por un evento fortuito; una pérdida irreparable, que enlutó a una familia mazateca.

Entrevistado a propósito de los hechos que involucran ataques de depredadores ocurridos en distintos puntos de la entidad, y que trascendieron vía redes sociales, el funcionario federal mencionó que una de las causas de los eventuales conflictos entre humanos y felinos se deben  a la  transformación del hábitat.

Hace falta una campaña permanente de concientización y educación ambiental, que haga énfasis en la pérdida del ecosistema y el hábitat", añadió.

El también director del Área de Protección de Flora y Fauna Boquerón de Tonalá resaltó que por años los depredadores ( puma y jaguar)  han habitado estas regiones de Oaxaca, sin embargo, con la transformación de los ecosistemas, de su hábitat, y la merma de las especies de su cadena alimenticia, han modificado sus patrones normales de movimiento.

Al verse amenazados en su hábitat y en su dieta, lo que hacen estos animales es moverse a  otros espacios; buscan alimento en inmediaciones a zonas pobladas”, asentó.      

Apuntó que como sociedad  no debemos satanizar a los felinos, sino valorar la importancia y el rol de las especies  dentro de los ecosistemas; son una garantía de que el ecosistema está sano y que estamos recibiendo todos los beneficios que éstos dan”.



Frontenet, Frontenet Noticias de Chihuahua, Chihuahua, México. Todos los derechos reservados 2017-2018