“La muerte de Lázaro sigue siendo un crimen de Estado sin resolver”


La perversión de las Instituciones para llevar a José Lázaro Joaquín López Ramírez a la muerte fue incalculable; fue privado de su libertad y después de su vida; paradójicamente fue absuelto privándosele de su derecho de demostrar su inocencia.

Por: Redacción
2022-12-01

 

EL pasado 14 de noviembre la Secretaría de la Función Pública emitió su resolución definitiva sobre el Procedimiento Administrativo P.A.D. 002/2019, resolución que deja sin efectos dicho procedimiento administrativo y por lo tanto libre de responsabilidades administrativas por la denuncia presentada contra él, César Horacio Duarte Jáquez y Mireya García Medina.

 

todos ellos incluidos en el mismo procedimiento.

 

Aquí posicionamiento de su defensa:

 

A partir de dicha resolución, esta defensa buscó por medio de un juzgado de control que dicho tribunal concediera una audiencia de control a fin solicitar el sobreseimiento de la causa penal  que también le fue impuesta como desmedida aberración jurídica ( además del procedimiento administrativo ) a fin de limpiar el nombre de un inocente; sin embargo, hasta este derecho junto con su vida le fue arrancado, ya que el juez de Control señaló que no la podía conceder porque ya otra juzgadora había resuelto por medio de un auto de fecha 28 de agosto ( dos días después de su muerte ) que la causa penal de Lázaro había sido sobreseída con efectos de sentencia absolutoria; por supuesto, este auto nunca se nos comunicó, escondieron como lo hicieron en su operación “mentira para Chihuahua” la verdad y la bloquearon en ese momento. La juez siempre supo que Lázaro era inocente, tan lo supo que derivado de una de las audiencias en las que buscamos la modificación de su medida cautelar de la prisión preventiva le expusimos la complicidad del ministerio público con el Director del FIDEAPECH al momento de presentar la denuncia en contra de Lázaro, de tal manera que la juez misma presentó una denuncia por ese hecho ante la Unidad Especializada Contra el Servicio Público y Adecuado Desarrollo de la Justicia, la cual se le asignó el número único de caso 2019-0026821,  denuncia que desde luego nunca fue investigada que ya la misma iba a arrojar sin duda las enormes violaciones a los derechos humanos, al debido proceso y a la verdad histórica que siempre pretendieron ocultar.

 

Lázaro fue detenido en julio del 2018 por una denuncia ilegalmente presentada por el Director del FIDEAPECH en diciembre de 2017, ilegal ( entre muchas cosas ) porque fue fundada en una ley abrogada, usurpando funciones y falsificando pruebas; señalando al FIDEAPECH como organismo público sin serlo y a Lázaro como servidor público sin tampoco tener esa calidad, ambas calidades necesarias para “encuadrar” la existencia del delito de peculado, murió como delincuente por un delito inexistente y todos lo sabían, pero el odio sin escrúpulos y la persecución política que Javier Corral el gran Perverso, instituyó como política pública en contra de César Duarte y funcionarios de su administración, institución que  llevó a Lázaro a la muerte por negligencia, perversión y odio de Corral y sus subalternos.

 

El pasado 29 de noviembre, el juez de control de la causa penal de Lázaro ( 2535/2018 ) nos notifica la negativa de la Audiencia de Control porque la causa penal contra Lázaro fue sobreseída con efectos de sentencia absolutoria; tal resolución no le da a la familia ni a la defensa la oportunidad de demostrar en una audiencia no solo su total inocencia frente a un delito inexistente, sino que con esa resolución se intenta cerrar la compuerta de la mentira para esconder todas las indescriptibles violaciones y torturas de las que fue objeto él y su familia; mientras que  la sociedad completa sigue engañada con la venta de una gran mentira envuelta en papel crepé con forma de justicia.

 

Hoy, el gran operador de la “Mentira para Chihuahua” enfrenta su gran mentira, tarde o temprano lo harán todos quienes en el caso de Lázaro y de muchos más utilizaron el poder que les dio la sociedad para engañarla, jueces, fiscales, y demás funcionarios públicos y usurpadores de dichas funciones enfrentarán a la verdadera Justicia, especialmente ésta deje de ser instrumento para fines personales y sea instrumento verdadero para el bien común de la sociedad.

 

Este crimen de Estado tiene todas las características propias de este tipo de crímenes, ya que en la muerte de Lázaro hubo acciones y omisiones antijurídicas, típicas, culpables y punibles e imputables  a un Gobierno o sus dependencias, a representantes, funcionarios o autoridades, agentes y subalternos; en este crimen hay al día de hoy, denuncias penales y administrativas abiertas que no se investigaron y siguen sin investigarse ni resolverse. La responsabilidad de resolver estas denuncias sigue teniendo nombres y rostros, mientras que la muerte de Lázaro sigue siendo un crimen cuyos autores, estando perfectamente identificados, con excepción de uno, los demás siguen sin investigar ni perseguir.

 

Hoy el crimen de Estado en contra de Lázaro Joaquín López Ramírez se sigue cometiendo como acto continuado; hoy Lázaro “descansa” esperando encontrar algún día justicia en una tumba prestada esperando que la Fiscalía termine al menos para con él, la gran farsa de la que sigue siendo objeto y le permita a la familia cremar su cuerpo y llevarlo por fin a casa en la ciudad de México de donde fue originario y cuyo  único gran pecado fue el haber querido  servir con su gran talento a la sociedad chihuahuense.

 

 

LIC. JUAN CARLOS MENDOZA LUJÁN Y LIC. JAIME TERÁN RUIZ

 

ABOGADOS DEFENSORES DE JOSÉ LÁZARO JOAQUÍN LÓPEZ RAMÍREZ



Frontenet, Frontenet Noticias de Chihuahua, Chihuahua, México. Todos los derechos reservados 2017-2018