Ana Belena, más que suerte


Su belleza salta a la vista. Y no sólo eso, en el trato, queda claro que es agradable, sim­pática y de risa fácil... todo lo necesario para que la gente piense que es natural, y casi obvio, que Ana Belena, pro­tagonista de La Taxista, tele­serie que Imagen Televisión estrenará el próximo lunes 17 de septiembre a las 19:00 horas, obtenga los mejo­res papeles sólo por su apa­riencia física; sin embargo, la realidad es otra.

Por: Redacción
2018-09-14

 


"Mucha gente no ve qué hay detrás y sólo dicen : ay, que suerte. La verdad es que no es suerte, es mucho tra­bajo detrás. Bonitas somos muchas, pero tienes que ser además talentosa, discipli­nada y perseverante, que es la clave de esta carrera”, co­mentó la actriz a Excélsior.

"El físico es otra cuestión. Muchas veces quieres se­guir un estándar ideal, pero tal vez no va contigo. En mi caso, soy una mujer grande, alta y algunas veces he que­rido estar muy flaquita, pero no puedo, no es mi constitu­ción, y es algo que he tenido que manejar. Con esto que tengo qué puedo hacer, en­tonces me volví disciplinada con la comida, con el ejerci­cio y hacer esfuerzos que na­die ve”, señaló.

De hecho, esta mexica­na ha pensado varias veces en dejar la actuación, aun­que al final ha pensado me­jor las cosas.

"Te voy a ser muy sincera, no hay proyecto que no rea­lice que a la mitad diga que es el último, es tan cansado, tan demandante, cuando estoy en teleserie, no ten­go vida social, me levanto a las 5:30 para ir al gimnasio, y después de 8:00 a 22:00 es estar grabando, hasta los sábados, el domingo quiero dormir. Todo el tiempo es: cámbiate de ropa, la escena, el trazo, tienes mucha gente detrás de ti; obvio, termino agotada, pero cuando veo el trabajo en pantalla entiendo que es lo que me apasiona en la vida y quiero seguir ha­ciéndolo”, confesó.

Y entusiasmada aña­dió que el proyecto de La Taxista le encantó, pri­mero porque encontró mu­cha afinidad con su vida personal y porque aunque es de tono rosa, es cercano a la realidad.

“Es una historia muy bo­nita que habla de una mujer luchona, que sale a las calles todos los días para llevar co­mida a su casa. Cuando me llegó este personaje, me en­cantó, porque en México so­mos muchas mujeres así; de hecho, vengo de una familia donde mi madre es mamá soltera, por eso me identifiqué tremenda­mente con Victoria.

"En esos ca­sos generalmen­te está la abuela y, curiosamente, en la trama están mi mama, mi hermana, mi hija y yo, y en la vida real está mi mamá, mi hermana, mi abuela y yo; es muy similar, por eso me conecté cañón”, adelantó.

Aunque esta historia tiene muchos toques de co­media, también encierra problemáticas fuertes, por ejemplo, que la protagonista comience un romance con un hombre casado.

"Es algo muy fuerte, y más porque estamos acos­tumbrados que la buena es la que no rompe un plato, quien hace las cosas bien y no, en este caso, hace trizas a una persona que ha sido muy buena con ella y se va con el casado; es decir, rompe cier­tos límites y, bueno, esto la acerca a la vida real, donde por amor hacemos muchas cosas, te enamoras y ya te cargó el payaso (sic)”, dijo.



Frontenet, Frontenet Noticias de Chihuahua, Chihuahua, México. Todos los derechos reservados 2017-2018